Los Efectos del Aspartamo en la Salud

El aspartamo es, sin lugar a dudas, el edulcorante más polémico de todos cuantos hay en el mercado. Autorizado por las Agencias Alimentarias pero con una sombra de duda sobre sus efectos sobre el organismo, tiene tantos detractores como admiradores. Veamos que hay detrás de este potente edulcorante.

El aspartamo es el edulcorante más utilizado en la industria alimentaria. Él solo abarca  el 60% del mercado de aditivos edulcorantes no calóricos. Además el aspartamo lo produce la empresa NutraSweet, perteneciente al grupo Monsanto (una controvertida multinacional americana, definida en muchas ocasiones como la empresa más contaminante del mundo, entre otras cosas).

Si a ello lo unimos que lleva en el mercado más de 30 años desde que fue sometido a procesos regulatorios y que importantes intereses de empresas farmacéuticas (como Monsanto) influyeron en su aprobación, ya tenemos muchos indicios para pensar que no es un producto muy inocuo, bien al contrario.

¿Qué es el Aspartamo?

Se trata de un edulcorante muy popular. Su nombre en la industria es  E-951.Es el principal sustituto del azúcar en muchos productos light, entre ellos la coca cola aunque se puede encontrar en la mayoría de los refrescos light, las bebidas gaseosas sin azúcar, los chicles, muchos dulces y mermeladas.

Está formado por 3 componentes: fenilalanina, ácido aspártico y metanol.

Peligros y Efectos Secundarios del aspartamo

dulces con aspartamo

El principal problema es cómo se metaboliza el aspartamo. Su distribución en el cuerpo es acumulativa ya que se absorbe muy rápidamente pero se expulsa lentamente. Este problema se acrecienta debido a que la mayoría de los efectos secundarios se producen por una ingesta excesiva de este edulcorante

Desde 1984 se han hecho estudios sobre los efectos secundarios del aspartamo pero no han logrado su prohibición ni por la EFSA (organismo de control europeo) ni por la FDA americana.

El aspartamo es adictivo

Precisamente por la forma de metabolizarse es por lo que se ha descubierto que es un edulcorante que puede crear adicción, ya que afecta al mecanismo de acción de la dopamina en el cerebro.

El Aspartamo cambia la proporción de aminoácidos en la sangre y también de algunas hormonas como la dopamina y la tirosina.

El aspartamo y el cáncer

En este aspecto si que existe mucha controversia. Estudios independientes aseguran que el aspartamo produce cáncer, mientras que otros estudios, (algunos financiados al 100% por empresas de la industria del aspartamo) aseguran que no lo es.

Lo cierto es que actualmente no existe una prueba concluyente que relacione el aspartamo y el cáncer, lo cual  su vez tampoco es una prueba de la seguridad de esta sustancia.

Lo que si se parece concluyente es que para que se produjeran los efectos secundarios descritos sería necesaria una ingesta enorme de este edulcorante. En torno a unas 30 latas de coca cola o cualquier otro producto que esté endulzado con aspartamo.

El aspartamo y los trastornos mentales

El aspartamo interrumpe el funcionamiento de la fuente de energía de la célula, aunque esto se puede decir de todos los edulcorantes artificiales, pero es muy probable que se pueda generar una serie de efectos sobre el sistema nervioso. Podrían ser especialmente vulnerables las personas con un historial de depresión.

El aspartamo puede influir en el estado de ánimo, ya que como hemos visto, cambia la proporción de algunas hormonas. Numerosas quejas dirigidas a la FDA sobre esta relación, no han provocado, sin embargo, su prohibición.

El aspartamo y el aumento de peso

No deja de ser paradójico que las bebidas light que tienen aspartamo se hayan relacionado con un aumento del sobrepeso. Y en concreto con una concentración de la grasa abdominal.

Los edulcorantes artificiales no activan en el cerebro los mecanismos de satisfacción de los alimentos. Además, después de haber consumido alimentos con aspartamo, no solo no aparece la sensación de saciedad si no que incluso se aumenta la sensación de hambre. Es el doble efecto de los edulcorantes.
Ya se sabe que cuantos más dulces se comen, más aumenta el deseo por comerlos. Si los dulces tienen aspartamo, los consumidores piensan que no hay nada de malo en comerlos porque tienen menos calorías. Y en muchas ocasiones se acompañan de alimentos poco saludables: coca cola light con hamburguesa, refrescos con bollos, etc.

El Aspartamo y el Almacenamiento de Grasa

Como hemos visto en su composición el aspartamo contiene fenilalanina y aspartato. Ambas provocan el almacenamiento de grasa ya que interfieren con la insulina y la leptina, hormonas que influyen en el metabolismo y acumulacion de grasa en el cuerpo.

Además de los efectos del aspartamo, te puede interesar:

Bebidas Azucaradas: por qué no debes tomarlas

¿El Acesulfamo-k o E 950 es un edulcorante peligroso?

Información sobre la stevia que debes conocer

Votación de los lectores
[Total:1    Promedio:5/5]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *