¿Por qué la acumulación de grasas es nuestra enemiga?

La acumulación de grasas en el cuerpo empieza a ser una epidemia mundial. Es asombroso ver cómo la obesidad va extendiéndose sobre la población, sin que ningún gobierno le ponga remedio.

En la lucha diaria contra la obesidad un episodio importante es la lucha contra las grasas. En verdad, hoy en día está muy demostrado que todo pasa por las grasas y lo que debe recomendarse son alimentos con las llamadas “grasas buenas“.

Nuestro compañero nutricionista Israel Ruiz Estrada nos explica cual es el proceso por el que se produce la acumulación de grasas en nuestro organismo.

Causas de la acumulación de grasas

Te cuento, antes que nada, cómo funcionan las grasas en nuestro organismo. Unos conceptos claros:

Promoción Compra Garcinia

  • La grasa permite que en las células haya una mayor facilidad de salida de la energía, la que se obtiene al “quemar” los ácidos grasos, la glucosa o los aminoácidos en las mitocondrias celulares.
  • Las mitocondrias celulares son unos orgánulos que se encargan de suministrar la energía a las células.
  • Las grasas llegan a formar parte de nuestra membrana plasmática en nuestras células ( la membrana que recubre y delimita una célula).

Si una persona ingiere con frecuencia a lo largo de su vida “grasas buenas” (poliinsaturadas y monoinsaturadas) estará creando membranas plasmáticas flexibles, permeables, donde la energía sale con facilidad para su uso.

En cambio, si esta persona ingiere las llamadas “grasas malas” (saturadas y trans) creará un membrana plasmática más bien rígida y poco flexible y de este modo a la energía le costará salir, quedándose almacenada en las propias células y produciendo más grasa y-más visiblemente- sobrepeso y obesidad. Puedes profundizar sobre las grasas saturadas en la web europea sobre alimentación.

Según Israel éste  hecho no es el único responsable del origen del sobrepeso.

Está claro que el sobrepeso tiene muchos factores y que el ejercicio físico juega un papel igual de importante que la correcta alimentación.

No obstante esto es la base para prevenir la obesidad. Para evitar la acumulación de grasas hay que tener en cuenta también la fisiología de las grasas.

Tipos de Grasas

Las grasas buenas se queman mejor y de forma más fácil y las grasas malas se queman peor y de forma más difícil. El motivo no es por la naturaleza de cada una sino por el tipo de las membranas plasmáticas que crean al consumirlas.

acumulación de grasas

Por este motivo, para evitar la acumulación de grasas, los nutricionistas nos recomiendan el consumo de pescados en general, de frutas, de aceite de oliva, de aguacate, de carnes magras (tipo solomillo) y de lácteos semi desnatados. Tienes todos los alimentos con grasas buenas en el artículo: Alimentos buenos para bajar el colesterol.

La acumulación de grasas y sus efectos en la salud

¡Vientre plano! Consejos para reducir la grasa abdominal

¿Porque la grasa puede ser nuestra enemiga?

Grasas Buenas y Malas: efectos en la salud

Reducir la grasa abdominal: Consejos

Hoy comemos un menú quema grasas

Suplementos para bajar de peso: Quitosano, para bloquear la grasa

Todo lo que debes saber sobre el chitosan

El Acido linoleico: suplemento quema grasa

Cómo perder grasa abdominal

Omega-3, un ácido esencial en tu alimentación

Alimentos con omega 3. ¡Los mejores!

Cómo perder grasa y no perder músculo

Termogénesis: la respuesta del cuerpo ante las grasas

Reportaje sobre la Garcinia Cambogia

Todo sobre el colesterol

Todos los consejos en Consejos de Salud

Si quieres conocer más consejos sobre una buena alimentación y sus beneficios, te recomiendo que te pases por: Alimentación Saludable

Recibe las actualizaciones de Adelgazar y Salud en tu mail: Suscríbete Aquí, 🙂 es mucho más cómodo.

Votación de los lectores
[Total:11    Promedio:3.5/5]

Comentarios en “¿Por qué la acumulación de grasas es nuestra enemiga?

  1. Pingback: Dieta del Limón IV: 3er día | Sigiloso

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *